Actualidad y experiencias

“… se podría decir que he tenido suerte…”

Conoce la historia de Martí, un joven de veinte años con cardiopatía congénita.

Bueno, para empezar a contaros mi historia debo deciros que me llamo Martí y tengo 20 años y soy un joven con una cardiopatía congénita, lo que quiere decir que mi válvula Aorta está atrofiada y tiene una sección más pequeña de lo habitual.

Me detectaron la enfermedad pocos días después de nacer y, tres meses después ya me habían operado. Me ensancharon la válvula Aorta para que así mi corazón no sufriera tanto a la hora de bombear la sangre. Ahora, tengo veinte años, y estoy esperando una segunda operación que consistirá en sustituir la válvula Aorta atrofiada por una prótesis. Los médicos decidirán hacerla cuando sea adecuado.

Una vez explicada mi situación con la enfermedad os contaré algo sobre mi persona. La verdad, es que nunca me ha preocupado mucho el tema de la enfermedad porque, a pesar de todo, he podido hacer una vida normal: he podido hacer deporte, he podido hacer las clases de educación física, he podido jugar a la pelota con los amigos… Pero me preocupa pensar en la operación, cuando la situación se presente: si irá bien, si me dejará una cicatriz aún más grande, si tendré que tomar Sintron, si afectará mi vida…

En cuanto a los otros se podría decir que también he tenido suerte, ya que casi todo el mundo que me he encontrado ha respetado mi enfermedad, lo que en otros casos de jóvenes y adolescentes, que he conocido, gracias a AACIC, no se cumple. Debido a su enfermedad, muchos de ellos, sufren discriminación en los institutos.

Hablando de AACIC, hay que decir que ha tenido un papel importante en mi vida y en la de mi familia. Desde la Asociación nos han hecho ver que no estamos solos y que no soy el único en esta situación.

Así es como vivo mi enfermedad. Espero que os haya gustado.

 


 

Si tienes un problema en el corazón de nacimiento, tienes algún hijo/hija, hermano/hermana o algún otro familiar cercano a ti que tiene una cardiopatía congénita, tienes 16 años o más y estás interesado en formar parte de nuestra comunidad: ¡hazte socio de AACIC!

Hazte socio de AACIC