Actualidad y experiencias

“A mí me gustaría ser un As de Corazones, ¡qué nombre más bonito!”

El diciembre de 2014 Bruno García colgó un reto solidario a migranodearena.org donde explicaba su reto: participar en la Worl Race 2015 y hacerlo solidario para todos los niños con cardiopatía congénita. Recaudó 640€. ¡Muchas gracias Bruno!

Soy Bruno García, cardiólogo y por lo tanto es fácil para mí sentirme muy cerca de los pacientes del corazón y especialmente pacientes con cardiopatías congénitas y su entorno. Me gusta navegar, de hecho es parte de mi vida aunque no lo hago a menudo; lo llevo en la sangre, ya que nuestro padre nos enseñó desde pequeños.

Como todo el mundo, tengo sueños y deseos y soy todavía lo suficientemente inquieto como para intentar de cumplir alguno. El año pasado uno de mis sueños pudo hacer real uno de mis retos solidarios: dar la vuelta al mundo a vela y sin paradas. Se trataba de una oportunidad única que me pasó por delante. La Barcelona World Race es una regata de la cual se han hecho 3 ediciones y había participado ya en la segunda edición con un buen amigo y exitoso navegante: Jean Le Cam. Esa vez mi sueño se rompió como se rompen a veces los corazones de grandes y pequeños por igual, pero no la chispa de esperanza y la voluntad de hacer realidad ese viaje maravilloso.

Cuatro años más tarde crucé la línea de salida a bordo de un barco solidario: el We Are Water, y esta vez con mi hermano pequeño Willy. Hicimos una corta pero intensa preparación, como cuando a alguien le llaman repentinamente para operarse del corazón y lo espera con los brazos abiertos. La voluntad pudo con todo; la Fundación Navegación Oceánica, llena de gente maravillosa, nos ayudó a ello, junto con los sabios consejos de otros navegadores como Jean Le Cam y Pepe Ribes.

Un equipo de amigos y gente comprometida consiguió que los dos hermanos no solo zarparan, sino que también completasen la vuelta a nuestro mundo sin paradas de ningún tipo, con el mensaje de CorAvant en nuestra botavara para que todo el mundo pudiera verlo. Tormentas, calmas, albatros, incluso una aurora austral que nos esperaba en el Gran Sur, uno de los últimos espacios donde el hombre no cuenta, porque no está.

Poder hacer la vuelta a tu mundo con tu hermano, ahora ya no digo hermano pequeño porque para mí es genial, ha sido una experiencia fascinante. El desafío solidario se ha logrado, sobre todo si el sueño se ha hecho para ayudar a que los corazones de muchos niños latan más y con más fuerza. ¡Yo también quiero ser un As de corazones!

Bruno Garcia

 

Aquí puedes ver el reto solidario en la plataforma Migranodearena: Barcelona World Race 2014/15

Descubre más iniciativas solidarias en el blog Yo también soy un As de Corazones